Etiquetas

A los 300.000 usuarios que cada mes os cambiáis de compañía de móvil, a los que sólo pretendéis hacer un amago para que vuestra operadora os ofrezca un móvil mejor, a los que os lo estáis planteando… Para vosotros, recopilamos las 10 cosas que hay que saber antes de hacer una portabilidad del número de móvil:

 

Las portabilidades crecen día a día. Foto cortesía de JD HancockLas portabilidades crecen día a día. Foto cortesía de JD Hancock

 

  1. El proceso de la portabilidad ha de durar como máximo 5 días laborables. Éste es el plazo fijado para que las operadoras lleven a cabo la transferencia del número de una compañía a otra. Es un plazo mayorista, por eso es posible que para el usuario este plazo se alargue algo más.
  2. Si os arrepentís de la portabilidad cuando ya ha empezado y queréis cancelarla, podéis. Pero sólo hasta 1 día y medio antes de la ventana de cambio, es decir, del momento en que se hace efectiva la portabilidad.
  3. Si la portabilidad dura demasiado o surgen problemas, se puede reclamar ante la Secretaría de Estado de Telecomunicaciones. En el post “Como reclamar, paso a paso” os damos todas las pistas.
  4. La portabilidad se reducirá a 1 sólo día. Es uno de los acuerdos contenidos en el Paquete Telecom promovido por la Comisión Europea, que se tendrá que trasladar a las normativas de cada país. ¿Qué repercusiones tendrá esto sobre el juego de las contraofertas de las operadoras?
  5. Las cláusulas de permanencia (de 18 ó 24 meses habitualmente) pueden estar asociadas tanto a la línea de móvil como al terminal. Es decir, que aunque únicamente queráis la tarjeta SIM y no os interese un teléfono móvil subvencionado, puede que esa SIM también tenga permanencia.
  6. Si os queréis portar antes de que termine el período de permanencia, hay que pagar una penalización que debe ser proporcional al tiempo que queda por cumplir la permanencia.
  7. Las operadoras no pueden denegar una portabilidad porque haya facturas impagadas.
  8. La portabilidad no tiene por qué ser gratuita. Tradicionalmente en España, las operadoras no han cobrado a los usuarios por portarse. Pero para las operadoras, cada portabilidad sí que supone un coste, aunque no lo repercutan directamente en el usuario. Sin embargo, en otros países europeos, sí que es habitual cobrar por la portabilidad.
  9. Si sois de los que pedís una portabilidad móvil para que vuestra actual operadora os haga una contraoferta, no estáis solos. Alrededor de un 40% de las peticiones de portabilidad se cancelan. Y, aunque parezca una obviedad, por si acaso lo decimos: tu actual operadora no está obligada a hacerte una contraoferta.
  10. Cuando estéis en pleno proceso de portabilidad, podéis consultar en qué estado se encuentra desde la aplicación de numeración de la web de la CMT. Si introducís el número de móvil, os dirá a qué operadora pertenece. Si está en plena portabilidad, dirá “En proceso”.

Nota original

 

Anuncios